Hacer ejercicio en tu lugar de vacaciones

Las vacaciones son el momento perfecto para desconectar de las rutinas, cambiar de ambiente y, por qué no, permitirse algún que otro capricho gastronómico de vez en cuando. Pero este cambio de aires no tiene por qué implicar un cambio de hábitos. Al menos no de aquellos que te sientan tan bien como practicar deporte o llevar una dieta saludable. Aprovecha las vacaciones para romper con la monotonía y renovarte por dentro y por fuera.

La importancia de cuidar la alimentación

Puedes caer en la tentación, pero no hace falta caer en los excesos. El cambio de dieta durante las vacaciones es algo bastante frecuente. Al fin y al cabo estás fuera de casa y apetece probar todo aquello que no forma parte de tu menú habitual.

Pero cuidado: las calorías de más acaban pasando factura y comer todos los días de restaurante puede hacer que vuelvas a casa con algún que otro kilo de más. ¿Sabes cuál es el mejor truco para comer de todo un poco y de un modo responsable? Elige siempre la opción más sana.

El verano es la época de las hortalizas, las frutas y las ensaladas. Haz que estos platos sean la base de tu menú y no habrá ningún problema si de vez en cuando te permites un helado, un desayuno especial o un almuerzo por todo lo alto. Las cenas ligeras y al menos dos horas antes de irte a la cama te ayudarán a mantener tu peso sin tener que renunciar a esos pequeños caprichos culinarios. Y recuerda: estar de vacaciones no implica estar inactivo.

Una rutina de ejercicio para cada día

¿Acaso en las vacaciones te olvidas de tu medicación, de lavarte los dientes o de dormir al menos ocho horas al día? Del mismo modo que no olvidas esos aspectos tan importantes en tu vida no puedes olvidarte de hacer ejercicio.

Tienes una estupenda oportunidad para ejercitarte en otro ambiente, a otro ritmo, asumiendo nuevos retos. Pero no hace falta la práctica intensa de un deporte para mantener el tono y la forma. Gracias a las prestaciones de Happylegs puedes aprovechar cualquier momento de las vacaciones para ejercitarte mientras practicas otras actividades. Leyendo un libro, viendo una película en la televisión, tomando el sol en la piscina… Happylegs es un ejercitador de piernas compacto que puedes llevar como parte de tu equipaje para mejorar el tono muscular y reactivar la circulación sanguínea incluso cuando te estás relajando.

En esos días en los que aprieta el calor, sal de paseo sin moverte de la habitación de tu hotel o del salón de tu apartamento. Happylegs imita el movimiento que hacen las piernas al caminar y te pone en marcha sin esfuerzo para que tu cuerpo no pierda el ritmo de actividad durante las vacaciones. Utiliza las diferentes intensidades de movimiento para ejercitar músculos y tendones, elevar el ritmo cardíaco, ejercitar las articulaciones y reducir el síndrome de las piernas cansadas y la retención de líquidos.

Estas vacaciones, ¡ponte en movimiento! Relajarse y hacer ejercicio son dos aspectos totalmente compatibles con Happylegs y su revolucionaria propuesta de gimnasia pasiva. Un elemento indispensable en tu equipaje si quieres garantizarte unas vacaciones cómodas, relajantes y saludables allí donde estés.

1 comentario en «Hacer ejercicio en tu lugar de vacaciones»

Deja un comentario

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00