Seleccionar página

Hoy, como cada 21 de septiembre, se conmemora el Día Mundial del Alzheimer. Fecha elegida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Alzheimer’s Disease International (ADI) para sensibilizar y apoyar la lucha contra esta enfermedad, considerada como el mayor reto social de nuestro tiempo.

En Happylegs queremos aportar nuestro granito de arena dedicando este espacio en nuestro blog a esta enfermedad, para dar nuestro apoyo a las personas que lo padecen como a los cuidadores, familias y amigos que también les toca vivirlo.

¿Por qué se celebra el Día Mundial del Alzheimer?

El primer día que se celebró el Día Internacional del Alzheimer fue en el año 1994. No obstante, la organización ADI en 2012 propuso extender esta conmemoración todo el mes. Por lo que septiembre es el mes por excelencia de esta enfermedad en el cual se organizan diferentes actividades y campañas con el objetivo de ayudar a concienciar y a reivindicar mejoras para esta enfermedad.

El Alzheimer, considerado como la nueva epidemia del siglo XXI, es una enfermedad que afecta al cerebro de la persona y en la que los síntomas van a más conforme pasa el tiempo. 

Es considerada la forma más común de demencia que existe, ya que representa el 70% de los casos. Suele aparecer en personas mayores de 65 años, pero se ha llegado a desarrollar incluso a partir de los 40.  

En España hay 1,2 millones de personas afectadas por la enfermedad y más de 5 millones de personas entre quienes la padecen y que afectan a la salud de sus familiares cuidadores. Y esto último hay que tenerlo presente. Pues la enfermedad de Alzheimer no es sólo una enfermedad del individuo. Es una enfermedad “familiar” ya que los cuidadores y familiares se exponen a un sufrimiento psicológico donde se entremezclan sentimientos de miedo o culpa, angustia, irritabilidad, fatiga mental, insomnio, depresión y estrés.

Lema 2021: “Cero Omisiones. Cero Alzheimer”

Este lema hace referencia a no olvidar, jugando en este caso también con el alzhéimer como enfermedad del olvido; a no excluir al paciente con demencia; a considerar, este tipo de enfermedad como una prioridad de salud pública; a no silenciar actitudes de rechazo y estigma; a no pasar por alto la necesidad de reducir los riesgos; a no desatender el apoyo a las personas cuidadoras familiares. 

En este sentido, el eje central pasa por la importancia del diagnóstico precoz, siendo el punto de partida básico e imprescindible para llegar a tiempo a la detección de la enfermedad. También para poder poner en marcha los necesarios procesos de intervención terapéutica.

Síntomas del Alzheimer 

Entre los síntomas por los que vamos a identificar que una persona tiene Alzheimer vamos a encontrar los siguientes:

  • Pérdida de memoria a corto plazo: incapacidad para retener nueva información.
  • Pérdida de memoria a largo plazo: incapacidad para recordar información personal como el cumpleaños o la profesión.
  • Alteración en la capacidad de razonamiento.
  • Afasia: pérdida de vocabulario o incomprensión ante palabras comunes.
  • Apraxia: descontrol sobre los propios músculos, por ejemplo, incapacidad para abotonarse una camisa.
  • Pérdida de capacidad espacial: desorientación, incluso en lugares conocidos.
  • Cambios de carácter: irritabilidad, confusión, apatía, decaimiento, falta de iniciativa y espontaneidad.

¿Cómo prevenir el Alzheimer?

El Alzheimer es una enfermedad que hasta el momento no tiene cura, pero su detección precoz en los primeros síntomas puede ser clave para intentar prevenirla. 

Si queremos prevenir el Alzheimer debemos ejercitar la memoria, mantener una dieta equilibrada y tener unos hábitos de vida saludables. Todo ello puede reducir hasta un 40% de los casos de Alzhéimer, según la Sociedad Española de Neurología (SEN). 

  • Controlar los factores de riesgo cardiovascular: colesterol, hipertensión, diabetes, obesidad, tabaquismo.
  • Dieta equilibrada: llevar una dieta variada y equilibrada en la que predominen las proteínas, los vegetales, legumbres, frutos secos, fruta, verdura, pescado.
  • Ejercicio físico: caminar y mantenerse activo es fundamental. Siempre adaptando la actividad a las características de la persona. 
  • Mente activa: ofrecer retos a la mente ayuda a mantener nuestra reserva cognitiva, aprender nuevas habilidades, hacer crucigramas, leer, apuntarse a talleres o cursos.
  • Vida social: relacionarse con otras personas nos ayuda a mantener las conexiones neuronales activas y resulta clave para nuestro bienestar.

El papel del cuidador durante el Alzheimer 

En las tareas diarias de un enfermo de Alzheimer, es fundamental el papel que realiza el cuidador, por eso, en Happylegs queremos aprovechar también para dar las gracias a todas las personas que dedican su vida a cuidar de enfermos de Alzheimer.

Las personas que padecen esta enfermedad tienen dificultades para expresar sus pensamientos y emociones, es ahí donde el papel del cuidador se hace imprescindible, ya que, lo entiende, es paciente y le muestra su apoyo en todo momento.

El trabajo de los cuidadores de pacientes con Alzheimer es continuo y aumenta progresivamente a medida que avanza la enfermedad. Esto conlleva tareas que agotan física y mentalmente a la persona cuidadora. Por eso es fundamental que el cuidador tenga en cuenta su propia salud y se cuide, ya que de lo contrario, no podrá cuidar al paciente con Alzheimer. 

Happylegs apoya la enfermedad del Alzheimer

En Happylegs nos preocupamos por esta enfermedad y por las personas que puedan verse afectados en ella (pacientes y cuidadores). Por eso, os animamos a que si tienes a alguien cercano con esta enfermedad o conoces a alguien que sea el cuidador principal de una persona con Alzheimer, no te quedes parado. Puedes ofrecerle tu ayuda.

Nuestra máquina de andar sentado puede ayudar al paciente con Alzheimer a mover las piernas estimulando su circulación de las piernas al corazón y oxigenando su cerebro a través del movimiento pasivo de nuestro Happylegs. Y esto es importante, ya que tenemos que tener en cuenta que no siempre se les puede acompañar a pasear.

Del mismo modo, el cuidador también puede utilizar nuestra máquina de andar sentado, Happylegs. Porque es fundamental que el cuidador se cuide para poder cuidar.  Y todas las ayudas son pocas, por el desgaste que supone cuidar a estos enfermos, esta enfermedad exige cuidados y exigencias las 24 horas del día. 

También recomendamos estar informados, muchas veces, el diagnóstico llega en un momento difícil y no siempre los médicos saben orientar a la familia. Es muy importante conocer las asociaciones que hay en tu ciudad sobre el Alzheimer, las llamadas AFAs (Asociación de Familiares del Alzheimer).

En Happylegs ya hemos colaborado y seguimos haciéndolo con AFEDAZ (Asociación de familiares de enfermos de Zaragoza)  una organización que tiene como objetivo apoyar a los familiares de enfermos con demencia y/o enfermedad de Alzheimer y otras demencias, formando grupos de autoayuda y apoyo mutuo.

Como cuidar a los ancianos

Desde Happylegs queremos enviar todo nuestro apoyo a los pacientes con Alzheimer, sus cuidadores y familiares. #DiaMundialDelAlzheimer #Alzheimer

Comparte!